Posteado por: Rosa Ferrer | 08/05/2008

El yacimiento del Castañuelo en Aracena, declarado Zona Arqueológica

El asentamiento, ocupado durante la Edad del Bronce y la Edad del Hierro, ofrece valiosas referencias para comprender la prehistoria del Suroeste peninsular y sus componentes célticos.

El Consejo de Gobierno ha declarado Bien de Interés Cultural, con la categoría de Zona Arqueológica, el yacimiento del Castañuelo, en Aracena (Huelva). Este asentamiento, ocupado durante la Edad del Bronce y la Edad del Hierro, ofrece valiosas referencias para comprender la prehistoria del Suroeste peninsular y sus componentes célticos.

La zona delimitada, de 22.400 metros cuadrados metros cuadrados de extensión, incluye tres áreas de cronología y cultura diferentes. La primera de ellas se corresponde con una necrópolis de la Edad del Bronce y con restos de un posible hábitat asociado. En la segunda se ubica un poblado de la II Edad del Hierro que ha servido de argumentación arqueológica para la denominada Baeturia Céltica citada por los autores grecolatinos. La tercera, conocida como El Santuario, ofrece una secuencia cronológica mucho más amplia que alcanza la época romana.

La necrópolis (segunda mitad del II milenio a.C.) alberga numerosas fosas excavadas y recubiertas mediante lajas de piedra, generalmente de planta rectangular o trapezoidal. Entre los materiales de ajuar funerario que se han documentado en estas tumbas, destacan tres tutuli (ornamentos para ropaje) de oro y una contera triangular de plata, así como hachas planas de cobre y distintos vasos cerámicos.

Por su parte, la zona del poblado de la Edad del Hierro (siglos V y IV a.C.) presenta restos de habitaciones de plantas cuadradas y rectangulares comunicadas entre sí y delimitadas por muros de mampostería de hiladas irregulares. Adosados a ellos se conservan algunos bancos corridos, habituales en este tipo de asentamientos.

Entre los objetos hallados en este poblado figuran vasos cerámicos, pesas de telar, molinos de mano, una pieza de barro cocido con forma de pájaro y otra de bronce que representa un ciervo recostado. De este material se deduce que el yacimiento estuvo habitado por poblaciones procedentes de la Meseta, distintas de las turdetanas de la costa onubense.

Fuente: Andaluciajunta

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: